Prórroga del subrégimen industrial: “Hay que quitar la incertidumbre del medio”, reclamó Hellemeyer

El presidente de AFARTE trazó como objetivo para este año lograr la prórroga del subrégimen industrial, para “quitar de en medio la incertidumbre” en un sector fuertemente golpeado por la recesión, que impactó con una caída del 30% como promedio en las producciones. La crisis se seguirá profundizando, con una estimación de otro 20% de reducción en producción –con su impacto en el empleo- durante 2019.

“Nosotros queremos que el futuro del subrégimen se discuta, que haya algún tipo de certeza y quitar del medio la incertidumbre, para que se produzca un marco de seguridad, que sea propicio para la competitividad y que nos proporcione además un marco adecuado más allá de 2023”, sostuvo Federico Hellemeyer.

Si bien todavía faltan las cifras definitivas, estimó que la producción de celulares cerrará en 8 millones, lo que implica 2.6 millones menos que en 2017. En un año de mundial, el total de televisores ronda los 3 millones –con un leve repunte por el mundial-, y siguió la caída de equipos de aire acondicionado, con un millón de unidades.

La caída de celulares y el poco crecimiento en producción de TV “es una luz amarilla”, dijo, atribuyéndolo a la caída del consumo en particular durante toda la segunda mitad de 2018.

En promedio “la caída de consumos fue del 30%, pero la caída interanual es mucho más profunda”, advirtió, adelantando que “para este año se prevé una baja promedio en la producción de celulares, TV y aire acondicionado del 19,5%”.

Los equipo de aire acondicionado por fabricar rondarían las 800 mil unidades y, comparado con 2015, recordó que se fabricaron 1.8 millones de unidades. No hay optimismo ante la pérdida de poder adquisitivo con que se cerró el 2018, a lo que se suman anuncios de aumentos de tarifas que van a condicionar más los bolsillos de los argentinos. La tendencia es buscar equipos más modernos con menos consumo, pero “hay pocas opciones de financiamiento”, observó Hellemeyer, por lo cual el recambio no se podría dar en este contexto.

“La oportunidad que vemos para dinamizar la demanda de acondicionadores de aire es el estímulo a nivel financiero para la compra de equipos con alta eficiencia energética. Así, el consumidor va a reconocer la conveniencia de renovar su viejo equipo por uno que le permita bajar su consumo de electricidad”, planteó, sin que todavía haya señales de baja en las tasas para que esto sea posible.

El descenso interanual promedio fue estimado en “el 19,5% en la producción de los tres principales productos que se fabrican en la provincia: celulares, televisores y aire acondicionado”, con un derrumbe del 37% en los televisores. El producto más estable serían los celulares, con una disminución de 6,3%, equivalente a 500 mil aparatos menos.

Ver tambien

Juicio por violar y embarazar a su hija de 13 años

Un hombre de 52 años está acusado de haber abusado sexualmente de su hija biológica …